lunes, 29 de junio de 2015

Reseña: Te amaría pero ya estoy muerta - Varios autores

2015 ha sido el año de las oportunidades y de los buenos descubrimientos. Gracias a la Editorial 531 (otra grata sorpresa en esta incansable búsqueda literaria) inicié mi camino por la literatura de terror y misterio, un género que me apasiona en todas sus presentaciones.

"Te amaría pero ya estoy muerta" es un compendio de relatos sobre amores urbanos, los cuales nacieron de las mentes locas, trastocadas e ingeniosas de Huver Camacho, Angélica Santana, Ilse Peña, Lina Giraldo y Alvaro Vanegas, bajo el techo de los amigos de la Editorial 531.

Si bien conocí este libro meses atrás, no fue sino hasta la Feria del Libro de Bogotá 2015 cuando decidí comprarlo ¿razones? Alvaro Vanegas tiene una pluma fascinante y adictiva, y por otro lado, la enigmática silueta femenina en la portada me pedía a gritos conocerla. 

Lo primero que debo apuntar, y de lo cual me percaté solo hasta haber abierto el libro, es que el material utilizado en la portada, se dobla con solo mirarlo y refleja las huellas dactilares de todo aquel que decida tocarla. 

10 cuentos componen este libro, 10 historias en donde el amor, y no solo el amor de pajera, es un vehículo que sobrepasa los límites de velocidad y se aventura en rutas desconocidas.

Crear relatos cortos puede parecer tarea fácil respecto de escribir algo de mayor extensión, pero no es así; tener la capacidad de formar una buena historia, con todo lo que ello implica, cercada en un número límite de espacios no es algo sencillo.

Partiendo de lo mencionado anteriormente, opino que gran parte de los cuentos que hacen parte de este libro, si bien nacen de ideas muy interesantes, y algunos incluso poseen un hilo narrativo ingenioso, pecan al querer acelerar ciertos puntos y extender otros. Un final no debe forzarse, debe desarrollarse, pues ahí es donde una buena idea puede morir, o donde puede dar el salto definitivo.

Por otro lado, el libro me regaló historias poderosas, construidas de manera inteligente y precisa, que conjugan el misterio y la sutileza eficazmente: "Iniciación" de Angélica Santana y su inocente y prohibido amor, "He decidido matarlo" de Huver Camacho y su fuerza inexplicable (mi favorita), y por supuesto, "Contravía" de Alvaro Vanegas, la confirmación de la total admiración por el trabajo de este señor escritor, y la alegría por haberme topado con libros como "Despertares atroces" y "Mal paga el diablo". He descubierto un personaje a seguir.

Corto, ligero, digerible, entretenido, por momentos bajo la línea, por otros muy encima de ella. Cuentos para ver que el amor, es un cuento de hadas que el destino escribe a su manera.



2 comentarios:

  1. me interesa este libro, ademas los cuentos pueden ser una refrescante manera de despejar la mente saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este libro te va a entretener y va a tener tu mente trabajando un buen rato; un refresco tal como dices 😃

      Gracias por pasarte por aquí 😏

      Eliminar