domingo, 22 de abril de 2012

Del amor y otras guerras perdidas.


He descubierto cuan grande es la ilusión,
cual es el camino correcto a la perdición,
la poética prosa que hace diferente mi canción,
el beso aberrante que pone en jaque el corazón;
el querer iluso que en ti roza hasta lo absurdo
momentáneo padecer que fenece un día después,
encontré la clave luego de extraviar el candado,
respuesta a una pregunta que todo mundo ha contestado.

Maldito aquel momento de pudor y desconcierto,
dar en vano vida y tiempo por un sol jamás eterno,
insufrible, insoportable estacionado en el desierto
pusilánime ferviente he comprado hoy mi suerte
fundamentado en el pavor encarnado en el desvelo
suspirando gota a gota el dolor entre tus senos
desgarrado entre pasiones y encarnado en mis dolores,
cicatrices aferradas contra todo y ante nada,

Escribo letras sin sentido encerrado en este castillo,
la burbuja hoy se cierne a la puerta inclemente,
encerrado y confundido, parece nada tener sentido
ya las drogas y el alcohol han cambiado su objetivo:
pero siempre supe que esta guerra estaba perdida
como niño intente luchar una batalla desabrida
sesgada a mi derrota y creciente día tras día
ahora sin remedio pago el precio con mis sueños.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario